Plana Mayor.- Por Gaudencio García Rivera @12hrsver: Karime: extradición en impasse

0
188

La eficiencia y el estado de derecho van de la mano en la Fiscalía General de la República. Es visto que la presión del filósofo tabasqueño trae a  la FGR a la quinta potencia con la acumulación de carpetas de investigación sobre dosier de corrupción del pasado inmediato.

Es la fecha que la FGR no ha emitido comunicado alguno sobre la extradición de Karime Macías Tubilla, que debió haber ocurrido el 16 de noviembre si daba luz verde la Corte de Magistrados de Westminster, en Londres.

Inexplicablemente, la fiscalía de Alejandro Gertz sospechosamente guardó silencio que, a todas luces causa suspicacia, desdoro y, en las barandillas se tejen todo tipo de conjeturas hasta las más aviesas del mundillo oficial.

¿Qué sucedió en los sótanos de la fiscalía? ¿Quién sabe? Pero en la FGR y en la Secretaría de Relaciones Exteriores de Marcelo Ebrard no se han pronunciado ni para bien o mal del caso de la excónyuge del exgóber Javier Duarte, Karime Macías, que oficialmente debió emitirse una resolución el pasado 16 de noviembre si procedía o no su extradición de Londres, Inglaterra.

El delito que se le imputa a la otrora poderosa primera dama de Veracruz y exesposa de Javier Duarte, es la desviación de 112 millones de pesos que efectuó de las arcas del DIF Estatal, cuando estuvo al frente de la institución.

Karime fue el cerebro financiero de Javier Duarte para que, mediante una singular ingeniería que montó con empresas fantasma, se desviaran por triangulaciones 55 mil millones de pesos que hasta el momento no se han recuperado.

La entonces pareja maravilla parecían una estampa de las novelas de amor de Corín Tellado. Son buenos histriónicos. Pero sus trapacerías son y han sido atestiguadas y documentadas por su compadre Antonio Tarek Abdalá Saad, extesorero general de la Sefiplan.

Acogido en el programa de criterio de oportunidad o colaborador protegido de la FGR, Tarek se convirtió en un soplón oficial. Las denuncias penales contra Duarte y su cofradía caminan con tortuguismo. Esta  historia apenas empieza.

Mientras en las altas esferas de Palacio Nacional derrumban los cimientos de las instituciones “por neoliberales”, en Veracruz se aguarda con paciencia franciscana la resolución de la Corte de Magistrados de Westminster sobre la extradición de Karime Macías Tubilla.

De cumplirse con la extradición –las apuestas en el mundillo político están 3 contra 1-, se comprobará de qué está hecha la fiscal general de Veracruz, Verónica Hernández Giadáns, con el caso de la exprimera dama que se concatena con el anodino Javier Duarte y su cofradía.

Pero hay una pregunta que circula en el imaginario colectivo y que inquieta y causa zozobra y desdoro: ¿El Ministerio Público del fuero común actuará con absoluta transparencia, autonomía e independencia para procesar a Karime Macías-cuando ocurra, según los teorizantes del derecho-o a cualquier integrante de la cofradía duartista?

No vaya a ser que los corruptos de ‘cuello blanco’ logren su libertad por la pésima integración de las carpetas de investigación. Veremos que dicen los pitonisos en este impasse si regresa o no al país la exprimera dama y excónyuge de Duarte.

Está historia todavía no concluye.

gau41@hotmail.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here