Perfilando.- Por Iván Calderón @IvanKalderon: La réplica de Marcos Salas

0
115
Iván Calderón, columnista.
Iván Calderón, columnista.

Textual:

“El que suscribe Ing. Marcos salas contreras en mi carácter de constructor, desarrollador y socio fundador de un consorcio dedicado a la industria de la construcción (mismos que me reservo los nombres y /o razón social por así convenir a mis intereses) derivado y en relación de la nota periodística de Iván Calderón Flores del día  2020-09-24  en citada nota periodística me endilga de un plumazo a la ligera sin corroborar fuente y sin citar la fuente así como unos fallos de asignación de obra a la cual no corresponde a mis empresas o ligadas al consorcio que dirijo ya que existen las actas a empresas :

Licitación No.: LO-009000938-E54-2020

Empresa Ganadora: Puver, Sa de cv

Importe Ganador: $36,151,708.85

Licitación No. LO-009000938-E55-2020

Empresas Ganadoras: Merp Edificaciones y Terracerias, SA de CV, Merp Pavimentos, SA de CV y Proyectos del Norte, SA de CV

Importe Ganador: $43,102,068.37

distintas a mis intereses”

“Derivado de la calumnia así como del atrevimiento del periodista Iván Calderón flores, pido una nota aclaratoria en el mismo espacio y en todos los medios en el cual replica sus notas periodísticas dejando bien claro que soy un hombre de principios y que vengo encabezando una lucha contra la corrupción y el mal manejo derivado de los vacíos que la ley de obra publica que concede a legisladores como funcionarios públicos para la asignación y contratación de obra publica con nula transparencia.”

“POR LO ANTERIORMENTE EXPUESTO SOLICITO DE USTED:

PRIMERO.- INSERTE EN SU PERIODICO LA NOTA ACLARATORIA.

SEGUNDO.- PIDA DISCULPAS IVAN CALDERON FLORES A MI PERSONA POR HABER SIDO CALUMNIADO Y DIFAMADO.”

Señor constructor: para empezar, debemos de aprender a distinguir las notas, de las columnas de opinión, y para seguir, “hay que leer”, pues en mi anterior entrega, jamás señalé que los fallos otorgados por el ingeniero Ángel Obando Salas se hayan entregado directamente a su empresa constructora.

Para nada.

Se pone textual (como usted lo hizo) “El pasado lunes 14 se dieron los fallos de las licitaciones LO-009000938-E54-2020 y de la LO-009000938-E55 de la Residencia General de Carreteras Federales por un monto de $31 millones y de $37 millones respectivamente. Asimismo, el viernes 18 de 9 licitaciones de la Residencia General de Carreteras Alimentadoras por un monto de alrededor de los $80 millones de pesos.

Distintos constructores han dado a conocer que el ingeniero Ángel Obando Vargas otorgó estos fallos sin el consentimiento de sus superiores, con el propósito de beneficiar a empresas con las que estableció acuerdos a cambio de comisiones.

Vaya, el descarado moche.”

Lo qué si escribí, y que no me desmintió, quedando entonces en el entendido de que es verdadero, es que usted, respetable señor si ha tenido encuentros con Obando Vargas.

Pero no se preocupe en las siguientes entregas y para no hacer más grande el asunto, tal vez podamos demostrar que tiene “presuntos” contratos asignados por el funcionario o si pudo o no cerrar obras en el 2018.

(Y ponemos tal vez y presuntos para que no se me enoje)

Pero esa, ya es otra historia.

En fin, en el primer punto aquí tiene usted el mismo espacio para su réplica, en el segundo, no me puedo disculpar, pero le mando una carita feliz con una florecita: (✿◠‿◠)

@IvanKalderon

ivancalderonflores@outlook.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here